• Martes, 12 de Diciembre de 2017
  • Actualizado 05:42

CEUTA Y ANDALUCÍA SERÁN ESCENARIOS DE UN SIMULACRO DE UNA EMERGENCIA DE INTERÉS NACIONAL

En la madrugada del día 5, un fuerte temblor azotará con violencia la Ciudad Autónoma de Ceuta

En la madrugada del día 5, un fuerte temblor azotará con violencia la Ciudad Autónoma de Ceuta. Ante esta situación, las autoridades del Gobierno de la Ciudad Autónoma declararán el nivel 2, activando el “Plan Territorial” para responder a la catástrofe

Director Gral. P Civil y Emergencias del M. Interior/Tte. Gral. UME/Delegación Gobierno
Director Gral. P Civil y Emergencias del M. Interior/Tte. Gral. UME/Delegación Gobierno

01/04/2016-Del 4 al 8 de abril, se llevará a cabo un ejercicio a gran escala, con unos 3500 intervinientes; en el que participarán autoridades, servicios de emergencias y grupos de acción de las tres administraciones del Estado, y diferentes empresas públicas y privadas. También contará con la presencia de equipos de intervención y observadores internacionales.

En la madrugada del día 5, un fuerte temblor azotará con violencia la Ciudad Autónoma de Ceuta. Ante esta situación, las autoridades del Gobierno de la Ciudad Autónoma declararán el nivel 2, activando el “Plan Territorial” para responder a la catástrofe.

Durante la mañana del día 5, debido a la gravedad de la situación por los movimientos sísmicos acaecidos tanto en Sevilla como en Ceuta, el Ministro del Interior declarará el Nivel 3, por considerarse emergencia de interés nacional. Con ello, se activará el “Plan Estatal Sísmico”, ostentando el Ministro del Interior la dirección de la emergencia por delegación expresa del Presidente del Gobierno, y recayendo la dirección operativa de todos los dispositivos de respuesta a la catástrofe en el Teniente General Jefe de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

Para llevar a cabo esta tarea, el Director Operativo de la Emergencia (DOE) contará con su puesto de mando que se mantendrá en las instalaciones del Cuartel General de la UME (Torrejón de Ardoz); así como puestos de mando desplegables en Sevilla y Ceuta, lo cual requerirá un gran esfuerzo de colaboración e intercambio de información entre los órganos autonómicos y los puestos de mando desplegados en las zonas afectadas.

A partir de este escenario, se inyectarán una serie de incidencias desconocidas por todos los participantes, que pondrán a prueba las capacidades de los intervinientes y la coordinación política y operativa de los mismos.

El denominado “Ejercicio SUR16” constituye el sexto gran simulacro de los que la UME ha venido organizando anualmente como su actividad principal de preparación. En anteriores ediciones los simulacros se ambientaron según la finalidad que fueron persiguiendo. Así, se simularon terremotos, inundaciones, emergencias multirriesgo y, finalmente, una catástrofe originada por un accidente químico y medioambiental en 2015.

Mediante este ejercicio se pretende poner en práctica la transferencia de la dirección de la emergencia de los órganos responsables de las comunidades autónomas en el Nivel 2 a los estatales en el Nivel 3. Para mayor complejidad, esto se quiere llevar a cabo en dos comunidades/ciudades autónomas diferentes, lo que demandará unas exigencias de planeamiento, coordinación y ejecución mucho mayores que las planteadas hasta el momento; y dificultará, dada la distancia, la proyección de personal y medios a la Ciudad Autónoma de Ceuta; hacia la cual se desplazarán 52 efectivos helitransportados, haciendo el trayecto por vía marítima 200 efectivos más con 50 vehículos de la UME.

Tareas de búsqueda y rescate urbano en estructuras colapsadas, el restablecimiento de servicios esenciales y el control de graves accidentes de tipo tecnológico y contaminación medioambiental, asistencia sanitaria, social y psicológica, apoyo logístico, montaje de albergue de damnificados, actuación en bienes de interés cultural y asistencia forense, figurarán entre las principales actuaciones de los distintos organismos civiles y militares intervinientes en la emergencia.

La magnitud del ejercicio se ve reflejada en la cantidad de organismos y administraciones civiles y militares, públicas y privadas, nacionales e internacionales que participarán en el mismo.

Así, por parte de la Administración General del Estado, intervendrán el Departamento de Seguridad Nacional, Delegación del Gobierno en Ceuta, SASEMAR, REMER y los Ministerios de Interior, Fomento así como Agricultura y Medioambiente. Por parte de la Ciudad de Ceuta ha existido también una involucración absoluta desde el inicio del planeamiento de su Presidencia, así como de la Consejería de Presidencia, Gobernación y Empleo y de la Dirección General de Emergencias y Protección Civil.

Entre las entidades públicas y privadas que intervendrán o que han prestado sus instalaciones para la realización del ejercicio se encuentran tanto a nivel nacional como local, como son Cruz Roja, Telefónica, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, CEPSA, Red Eléctrica de España, FENOSA, ENDESA, CLH, el Colegio Oficial de Psicólogos, INGESAN, PROCESA, OBIMACE, OBIMASA, AMGEVICESA, ICD, o MAKEREL.

En cuanto a la participación militar, no sólo se contará con la Unidad Militar de Emergencias, sino que como históricamente han hecho el resto de unidades de las Fuerzas Armadas cuando ha sido necesario su empleo en apoyo a los ciudadanos en catástrofes, participará el Grupo de Transporte IX/21de la Agrupación de Apoyo Logístico 21 (AALOG 21), la Brigada de Sanidad (BRISAN), Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra (FAMET), y sobre todo, el esfuerzo importante de la Comandancia General de Ceuta (COMGECEU), con el Regimiento de Ingenieros nº 7 (RING 7), la Unidad Logística 23 (ULOG 23), el Grupo de Regulares 54 y la USBAD “Teniente Ruiz”, haciendo que haya un total de 520 militares entre el personal de la UME y el resto de las Fuerzas Armadas.

A pesar de la dimensión del simulacro, éste ha sido diseñado y planeado para no influir negativamente al normal funcionamiento de la Ciudad Autónoma de Ceuta. No obstante, desde las instancias de organización del mismo, se valora la actitud positiva de la población al aceptar las pequeñas molestias que se pudieran originar.

Este ejercicio podrá seguirse en tiempo real mediante el hashtag #EjercicioSur16 en la red social twitter, aparte de una microsite específica para este ejercicio que estará vinculada a la página web de la UME.